Piden al Ejecutivo no atentar contra economía nacional

Piden al Ejecutivo vigilar que acuerdos comerciales no atenten contra economía nacional

Por Gabriela Díaz | Reportera

El senador José Luis Pech Várguez presentó un punto de acuerdo para exhortar al Ejecutivo federal, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, a que vigile que los acuerdos comerciales internacionales no vayan en contra de la economía nacional, los derechos ambientales, sociales y humanos.

Para ello, solicitó que se realice un análisis exhaustivo de los tratados ya firmados, para identificar los impactos sociales, ambientales y económicos que hoy presentan para que éstos sean corregidos cuando dichos acuerdos sean revisados o actualizados.

Asimismo, el legislador de Movimiento Ciudadano pidió identificar o crear alternativas diferentes a la del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI), para resolver litigios futuros en nuestros acuerdos comerciales.

Detalló que nuestro país es parte de 31 tratados bilaterales de inversión y 11 tratados de libre comercio, dichos tratados prevén acudir a tribunales arbitrales internacionales como principal mecanismo de resolución de conflictos entre inversionistas y Estados.

Pech Várguez dijo que México es el tercer país más demandado a nivel regional, el sexto país más demandado a nivel mundial, y el 90 por ciento de las demandas han sido interpuestas por inversionistas estadounidenses canadienses y europeos, lo que se debe a nuestra posición geográfica en el continente, así como la gran diversidad de recursos naturales que tenemos.

El CIADI, es una de las instancias que el T-MEC estipula para dirimir parte de las controversias internacionales, principalmente entre inversionistas y Estados, informó. Nuestro país en 2018 firmó un acuerdo para que las controversias sean definidas a través de este organismo.

Sin embargo, Pech Várguez denunció que la mayoría de las resoluciones se otorgan a favor de los inversionistas extranjeros, lo que refleja algún tipo de parcialidad por parte de los árbitros del CIADI, pues no deciden con base a consideraciones ambientales, sino en las cláusulas del tratado que las empresas alegan que el país incumplió. –sn–