Legislativo, Nacional

Demandan en el Senado fondo para atender desastres naturales  

Por Fausto Hernández | Reportero 

Ante la vulnerabilidad de México por sismos, huracanes, sequías e inundaciones, la senadora Nuvia Mayorga Delgado consideró urgente que el gobierno federal fortalezca las acciones del Sistema Nacional de Protección Civil y rediseñe un fondo para la atención de emergencias por desastres naturales.  

A finales de julio de este año, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público publicó un decreto por el que desapareció oficialmente el Fondo de Desastres Naturales (Fondeen). Desde entonces, advirtió la legisladora del PRI, México enfrentó la embestida del huracán “Grace”, el mayor desbordamiento del Río Tula en 40 años y un sismo de 7.1 grados, la noche del 7 de septiembre de este año. 

Te puede interesar: Ante “Grace”, se hace inevitable el Fonden para atender a las emergencias: Cecilia Padrón

Cada año, entre el 15 de mayo y el 30 de noviembre, nuestro país padece una temporada de huracanes o ciclones tropicales, fenómenos hidrometeorológicos que acarrean vientos destructivos, lluvias torrenciales, inundaciones e, incluso, tornados.  

Los estragos de estas temporadas no sólo afectan a las 17 entidades con litoral, distribuidos en los dos océanos que nos rodean, sino en el resto de las entidades de zonas interiores de nuestro país.  

Si bien los fenómenos hidrometeorológicos se originan de forma natural, su aparición y peligrosidad incrementa debido a otros factores como en calentamiento global y los efectos del cambio climático. 

En 2021, huracanes como “Grace”, “Nora” y las tormentas tropicales han tenido un severo impacto en diversos sectores de la población, que han perdido sus bienes por las inundaciones, lo que se suma a otros desastres naturales como los sismos.  

Te puede interesar: Exigen legisladores cumplir con familias afectadas por desastres

Es por ello, que el Gobierno Federal debe estar preparado para atender a toda la población, que así lo requiera, por lo que “es imperativo que cuente con un sistema de apoyo para desastres naturales, porque de una u otra forma estamos condenados a vivir con ellos”.  –sn–